Novedades en liposucción y aumento de pecho

“Retocarnos” alguna parte de nuestro cuerpo se ha vuelto una costumbre cada vez más habitual entre el segmento femenino. La cirugía estética que nos devuelve (o crea) la figura soñada ha evolucionado notablemente durante los últimos años.

A continuación te detallamos cuáles son las novedades en las cirugías más demandadas:

  • Liposucción.

Desde hace mucho tiempo es la cirugía que se emplea en mujeres sin sobrepeso, que quieren eliminar la grasa localizada. Es una intervención con un alto índice de satisfacción cuando se busca un objetivo determinado, como remodelar, eliminar cartucheras, afinar cintura, etc; pero si lo que quieres es bajar dos tallas esta no es la solución.

La “lipo” se realiza mediante pequeñas incisiones por las que se introducen unas cánulas que aspiran las grasa. Desde que se creó en los años 80 ha evolucionado mucho, las cánulas son mas pequeñas y la grasa se extrae de forma menos agresiva, produciendo un menor sangrado. En el post-operatorio suelen aparecer hematomas y dolores durante los primeros días, así mismo se recomienda llevar una faja compresora durante un mes. Los resultados definitivos se ven a los tres meses.

Debes tener en cuenta que la liposucción no elimina la celulitis, si no que actúa sobre las células grasas a nivel profundo, no en el tejido subcutáneo donde se genera. En donde si tiene un éxito total esta cirugía es en la reducción de muslos y glúteos, y en menor grado en cintura y abdomen.

  • Aumento de pecho.

En primer lugar debes saber que las prótesis de tipo anatómico son las más naturales, según los expertos. Sólo si quieres un pecho muy abultado debes elegir las redondas que se llevaban antes. Las prótesis anatómicas que tienen forma de gota permiten personalizar más el resultado.

La talla ideal debe elegirse según los gustos, pero sobretodo en función del peso, ancho, altura y ancho del tórax. Cuando acudas a una clínica de estética asegúrate de que las prótesis estén fabricadas en gel cohesivo, este material tiene la consistencia suficiente para remodelar la mama, además de aumentar su volumen. Por otro lado es importante conocer que una prótesis de calidad tiene un riesgo de rotura inferior al 1%  y el resultado es muy natural.

Un buen cirujano es aquel se adapta al cuerpo de cada mujer. La prótesis debe quedar protegida de forma subcutánea, como si hubiera un bolsillo bajo el músculo, luego se eleva la areola y el pezón por encima, sin dejar cicatrices. El lugar por donde se introduce la prótesis puede ser a través del pezón o por el arco submamario.

Fuente: Revista Woman Abril 2011.

Imágenes: Cosmeticos, SomosChicas.

Etiquetas : , , , , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados