Otoplastía: Todo acerca de la cirugía de orejas

Qué tipo de burlas no habrán oído aquellos que nacieron con las orejas un poco más grandes de lo normal, y es que lo que para muchos puede ser un rasgo gracioso, para quienes lo sufren suele tratarse de un problema estético que puede llegar a crear complejos, de ahí que la otoplastía o cirugía de orejas sea tan común hoy en día.

La otoplastía es una cirugía sencilla que puede ser realizada desde los 8 años de edad, pero, como es de suponer, la mayoría de personas que se someten a este tipo de intervención esperán hasta llegar a la adultez para tomar la decisión.

No todas las orejas prominentes tienen la misma morfología, se debe distinguir entre aquellas en las que el cartílago se encuentra tan separado de los lados de la cabeza que hace que luzcan protuberantes y las que son notorias por su tamaño.

En el caso de las primeras la cirugía que se lleva a cabo busca aproximar las orejas a la cabeza mediante una incisión en la parte posterior de ellas que permite acomodar el cartílago, en el segundo caso se modifica el tamaño del cartílago realizando el mismo tipo de intervención.

La cirugía, que dura alrededor de dos horas, requiere anestesia local y es ambulatoria, la recuperación es muy sencilla, requiere no realizar grandes esfuerzos físicos y llevar durante uno tres días una venda elástica alrededor de la cabeza. Al ser tan pequeña la herida causada por la incisión no causa mayores molestias y los resultados son inmediatos.

Si bien la otoplastía es una cirugía con fines únicamente estéticos que no se asemeja a la cirugía de reconstrucción de lóbulos, es una excelente alternativa para aquellos que se sientan incómodos con la forma o el tamaño de sus orejas y quieran mejorar su aspecto físico.

Fuente: Xetica, Cirugía Médica.

Imagen: Julia Chabrera

Tags Blogalaxia: Belleza, Cirugía Estética, Cirugía Plástica, Orejas Grandes, Cirugía de Orejas, Otoplastía.

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados